Identificar un paro cardiaco a tiempo puede salvar tu vida. A continuación, te diremos los signos más comunes. En caso de presentarlos, no dudes en atenderte lo antes posible.


1. Sientes una presión, tensión, ardor o molestia que oprimen tu pecho. Esta dura aproximadamente cinco minutos, pero se puede extender.
2. Sientes una molestia que parece indigestión.
3. Tienes una presión incómoda en el pecho, la cual va desde los hombros, brazos, cuello, espalda o mandíbula.
4. Sientes un mareo, tienes sudor, parece que te vas a desmayar o te duele el estómago.
5. Tienes dificultad para respirar sin razón aparente.
6. Sientes ansiedad, debilidad, nauseas o cansancio, los cuales no tienen explicación.
7. Tus latidos se sienten alterados y tu piel palidece.

Si tienes alguno de estos síntomas, no lo esperes, acude directamente a emergencias médicas. Puedes salvar tu vida.